<img height="1" width="1" src="https://www.facebook.com/tr?id=558084501049291&amp;ev=PageView &amp;noscript=1">

5 señales que demuestran que estoy listo para comprar mi primera casa

El comprar casa es el sueño de todos y debido a que es una de las compras más importantes de tu vida, es importante que antes de dar el gran salto, seas realista y analices si realmente puedes decir "Estoy preparado para comprar mi primera casa".

El proceso es largo y lleno de trámites y te conviene estar listo para que sea una experiencia muy gratificante para ti y tu familia. Si te identificas con 3 o más de las siguientes, ya estás del otro lado:

Tienes un ahorro significativo 

Si no tienes ahorros, o si crees que solo con un crédito hipotecario podrás comprar tu casa, piénsalo dos veces. Para cualquier crédito o compra de casa siempre se pide del 10 al 20% del valor total del inmueble más otros gastos como la escrituración.

Si aún no cuentas con esta cantidad, siempre podrás ahorrar por un poco más de tiempo, no te desesperes.

Afiliado al Infonavit o Fovissste 

Si tienes 3 años o mas afiliado a alguna de estas instituciones, es una gran ventaja, ya que puedes contar con uno de estos créditos, para ayudarte en la compra de tu primera casa. En la página de las instituciones podrás averiguar cuántos puntos tienes y cuál es el monto de tu crédito.

 

Leer más: 10 factores que debes considerar antes de elegir tu casa nueva

 

Tienes un trabajo estable

Aunque muchos créditos hipotecarios tienen seguro de desempleo, no está de más mencionarte que es un compromiso a largo plazo, y un trabajo estable te dará la seguridad de poder controlar tus ingresos para liquidar cualquier deuda que tengas. 

Tu ingreso te permite adquirir una casa 

De nada vale tener una casa propia, si al pagarla tus ingresos mensuales se ven tan disminuidos que no podrás mantenerla ni comprar lo esencial mes con mes. Hay opciones muy buenas en el mercado, solo es cosa de planificar y buscar.

Prioridades y deseos para tu casa ideal

Estas dos listas te ayudarán a tomar la mejor decisión basándose en tus gustos. La lista de deseos son cosas que quisieras tener en casa pero que quizá no son esenciales, como una piscina, una terraza o un gimnasio cerca. La lista de prioridades será la decisiva.

Por ejemplo, si tienes en vista dos inmuebles y uno de ellos tiene piscina pero el otro un cuarto extra, podrías sacrificar el chapuzón por más espacio.

 

¿Eres apto para obtener un crédito hipotecario?



Recuerda que si aún no tienes la cantidad exacta para el enganche siempre puedes ahorrar por un poco más de tiempo, pedir prestado o ajustar un poco tu presupuesto para elegir la casa ideal para ti.

Si tienes alguna duda siempre es buena idea acercarse a un asesor de confianza, ya que gracias a la experiencia que tienen en el mercado inmobiliario te ayudarán a reunir todos los requisitos para que estrenes tu casa nueva muy pronto. 

 

Nuevo llamado a la acción